Valle del Cauca
Typography

Por sanidad mental resulta mejor no leer la andanada de tantos que en las redes y sus interminables "foros" llaman abiertamente a la venganza, al atentado, al asesinato, a las bombas, a los disparos...



Están enfermos de odio. Están enloquecidos por su sed de venganza y sangre.

Llaman a la guerra y al crimen desembozadamente, sin pudor, a volver atrás, sin argumentos humanistas, sin escuchar explicaciones, sin conocer la historia, enceguecidos por un discurso unidireccional y sesgado...

Hoy, cuando leía las bajezas, insultos e injurias que le escribían a un reportero gráfico de Cali por haber captado y publicado una foto de Rodrigo Londoño saludado por una niña en el Distrito de Aguablanca, me di cuenta, como si hicieran falta más evidencias, que la reconciliación está lejos en nuestro país, y que hay gente que prefiere que Colombia siga hundiéndose en el fango del horror.

Una sociedad partidaria de matar como venganza no tiene futuro.

Dura tarea la que tenemos los periodistas que pensamos distinto y queremos un país diferente. Dura tarea para ayudar a esta sociedad a salir de la era de oscuridad en la que se encuentra.

Cali, viernes 9 de febrero de 2018.